home Mecánica del asombro, Volumen 3 - Número 1 [3.1-2] Conviviendo con bots: los chatbots en nuestra era | Yalilé Loaiza

[3.1-2] Conviviendo con bots: los chatbots en nuestra era | Yalilé Loaiza

Por Yalilé Loaiza

La inteligencia artificial ya no es propia de las películas de ciencia ficción. A medida la tecnología se desarrolla los asistentes virtuales y chatbots se abren campo en nuestra vida diaria, como sueño para algunos y como pesadilla para otros. Sin darnos cuenta, vivimos en el futuro que solo era imaginable en la gran pantalla.

Los bots son robots, pero sin cuerpo, es decir que no poseen hardware, son netamente miles de líneas de código. La unión de chat (dialogar, conversar) y bots (robot) resulta en los bots conversacionales (chatbots) que, hoy por hoy, están en auge. Programados para mantener una conversación, los chatbots tienen como objetivo simular la interacción con un ser humano; para ello tienen respuestas pre-configuradas.

Facebook, Twitter y otras empresas ya utilizan a los bots conversacionales para la atención al cliente. Otros como Apple y Google los utilizan como asistentes virtuales tales como Siri y Glass.

Sin embargo, tener un chatbot no es algo exclusivo de los grandes emporios o genios informáticos. En la web existen varias páginas que proveen herramientas para crearlos. Una de ellas es Cliengo que permite que cualquier persona con un sitio web pueda generar su chatbot con respuestas propias para cada negocio. El principal objetivo de Cliengo es recuperar la información del usuario que navega por la página.

Si bien el uso principal que tienen los bots conversacionales son los negocios, algunas personas los han convertido en asistentes sentimentales, donde pueden interactuar con sus seres queridos que ya no están aquí. Un ejemplo es Josh Bocanegra, fundador de Persona Technology, el cual está desarrollando un chatbot que le permita conversar con su madre cuando ella muera.

Según lo publicado por Infobae, Bocanegra menciona que el chatbot: “Responde preguntas del tipo ¿cómo estás? Y ofrece una respuesta diferente si le pregunto lo mismo más de una vez, así que no es repetitivo. También usa algoritmos de machine learning para comprender la gran cantidad de formas en que se puede hacer una pregunta”. Además, ha admitido que la parte más tediosa es hacer que su madre grabe todos los mensajes.

La idea de los chatbots no es tan nueva como parece, desde los años de 1990 se han hecho intentos por replicar una conversación humana. No obstante, es probable que el 2016 sea recordado como el año de la “revolución de los chatbots”.

Es justamente su auge el que trae varios pronósticos para el futuro. Según el artículo ‘Chatbots’: inteligencia artificial a nuestro servicio, de Susana Mendoza publicado en la revista Expansión, en algunos años no necesitaremos motores de búsqueda ya que podremos buscar cualquier cosa mediante los bots conversacionales.

App Annie, una compañía especializada en análisis y estadística de aplicaciones móviles, citada en el mismo artículo, pronostica que para 2020 el 85% de los call centers convencionales desaparezcan. Los chatbots reemplazarán a las personas que brindan atención al cliente por medio del teléfono.

Por su parte, Lauren Kunze, ingeniera principal y encargada de marketing en Pandorabots, menciona que:

“Vemos cada vez más y más aparatos que no tienen teclados o pantallas, porque escribir mensajes no es un gesto natural. Los chatbots podrían convertirse en la interfaz con la que controlemos todos estos aparatos de la manera más natural para los humanos, que es la conversación”.

Los ‘apocalípticos’ frente a estos avances verán a los bots conversacionales como una amenaza para el ser humano y las interacciones de este. Sin embargo, no hay que olvidar que detrás de cada chatbot hay un ser humano que los programó. Estamos frente a miles de líneas de código que nosotros mismos ayudamos a crear. Toda la información que se recopila mediante la interacción con los asistentes virtuales sirve para el desarrollo de la inteligencia artificial.

No hay que temer a los nuevos avances tecnológicos, siempre y cuando recordemos que somos los creadores y estos nuestras creaciones. Nosotros debemos dominar a la tecnología, no esta a nosotros.

Los chatbots están aquí y conviven con nosotros. Son nuevas herramientas que están a nuestra disposición. Es hora de aprender a utilizarlas. Inclusive hay algunos como Siri que son demasiado graciosos y entretenidos (supongo que igual que la persona que la programó).

 

Referencias

Bot Conversacional. Recuperado de: https://es.wikipedia.org/wiki/Bot_conversacional

Mendoza, S. ‘Chatbots’: inteligencia artificial a nuestro servicio. Expansión Economía Digital. 2016. Recuperado de: http://www.expansion.com/economia-digital/innovacion/2016/07/14/577bbfe4ca4741e9628b465c.html

CLIENGO. 2016. Recuperado de: http://www.cliengo.com/?gclid=CjwKEAjwwOvABRC08aedoZ_lnTMSJACs_cbua_IRAx0z1Xv7hN7cF2Wpy_NXLyg3mQAa6YflkBi5ohoCFzrw_wcB

Jaimovich, D. Mensajes del más allá: chatbots que permiten hablar con los muertos. INFOBAE. 2016. Recuperado de: http://www.infobae.com/tecno/2016/10/19/mensajes-del-mas-alla-chatbots-que-permiten-hablar-con-los-muertos/

Vega, W. Episodio I: La revolución de los chatbots / Análisis del editor. El País. 2016. Recuperado de: http://www.eltiempo.com/tecnosfera/novedades-tecnologia/revolucion-de-los-chatbots/16739658

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *